Tofu sabroso y crujiente

Inicio / Recetas / Tofu sabroso y crujiente
Tofu sabroso y crujiente

Tofu sabroso y crujiente

Estoy segura que si has comido tofu alguna vez, has pensado que vaya cosa más insípida e insabora resulta. Pues sí, te doy la razón, el tofu es insípido. Pero antes de descartarlo de tu dieta, quiero que sepas que es bueno para refrescar, para mejorar la absorción de vitaminas, para aportar proteína vegetal al cuerpo además de hierro, minerales o grasas insaturadas.

La buena noticia, es que con esta receta, te voy a hacer alucinar de lo rico que puede llegar a estar.

 

Ingredientes:

  • Un bloque de tofu natural
  • 1 taza de Shoyu
  • Un trozo de jengibre.
  • 1 taza de polenta
  • 1 taza de harina de maíz.

Preparación:

Ralla el jengibre con un rallador sobre un plato. Coloca la pulpa sobre un colador en otro plato y aprieta para que vaya colando el zumo. Mezcla en un cuenco amplio 1 taza de shoyu con ¼ de taza del zumo de jengibre. Corta el tofu en planchitas o tiras (según como lo quieras) y déjalo macerar media horita mínimo (puedes dejarlo hasta el día siguiente si quieres que coja mucho sabor).

Prepárate un plato con la polenta y un plato con la harina de maíz. Calienta aceite de girasol o de oliva (como prefieras) en la sartén para freír. Saca cada lámina de tofu macerada y rebózala primero en la polenta, luego en la harina de maíz y a freír en la sartén con el aceite muy caliente.

Fríelo por los dos lados y sácalo siempre sobre papel secante para quitarle el exceso de aceite.

Sírvelo sobre ensaladas o como si fueran fingers de queso con una salsa guacamole o tahín.

Dejar un comentario

Tu dirección de email no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete a mi newsletter

Estarás al día de las noticias más nutritivas, y recibirás en tu buzón mi receta de tarta de nísperos.